0. El objetivo de este blog

Antes que nada, ¡Bienvenido/a!

Te cuento. No estudié bellas artes. Tampoco soy escritor, ni dietista-nutricionista, ni biólogo, ni paleontólogo. No me matriculé en ningún master relacionado con la psicología o la fisiología. Y no he pasado por ninguna carrera de marketing o experimentado con la edición editorial. Y no pretendo hacerme pasar por nada de eso. Me metí en ingeniería informática.

A pesar de ello me he empeñado en escribir un libro ilustrado. Sencillo de leer. Que te sea útil para el día a día. Y que hable sobre algunas de estas áreas tan interesantes filtradas por el prisma de la evolución humana.

Yo en una guardería, ¡nunca hay que dejar de aprender! Y de hacer el tonto si se puede también.

No parto de cero en todas las áreas, desde 2012 escribo en otro blog donde he tenido oportunidad de estudiar y practicar muchas…

– ¡¡Intruso!!

Discúlpame un segundo, voy a cerrar la ventana.

Vale, ya estoy de vuelta. Como te decía, estudiar y practicar muchas de estas áreas. Pero donde sí que no tengo nada de experiencia es en todo lo relacionado a publicar un libro. Como ya he dicho, no pretendo equipararme al profesional de cada campo, será más una tarea de unificación a vista de pájaro.

Así que ese será el objetivo de este blog. Contar todo lo que me vaya ocurriendo alrededor de la creación de este libro, desde los inicios hasta que consiga publicarlo. Lo bueno y lo malo. Desde como saco el tiempo para hacerlo, las herramientas que use, las que no, y como vaya progresando en la escritura/dibujo.

¿Por qué?, porque siempre que veo un libro ya escrito me pregunto, ¿cuál habrá sido el proceso de este autor?¿Qué caminos ha tomado y cuales ha desechado desde que nació la idea hasta que lo tengo yo en la mano? Igual soy un poco rarito pero me gusta ver conocer tanto o más el proceso de creación que ha supuesto algo que el producto final en si. Ya sea de un producto tecnológico como de una representación artística. Pocas veces he tenido ocasión de leer un “como se hizo” de un libro, casi siempre son de películas, y las veces que algún autor ha contado algo del proceso a través de alguna entrevista, ha sido muy breve, y además me he quedado con la sensación de que solo se ha contado las partes buenas.

Al final somos humanos, no máquinas. El hecho de mostrar que has tenido que rectificar o desechar decenas de partes de tu producto antes de salir a la luz puede dar la sensación de que no eres un ser perfecto, hijo de la luz, que lo hace todo bien a la primera. Y eso preocupa a la mayoría, “¡Qué van a pensar mis lectores!”. Yo incluido. Pero he decidido que en esta ocasión será así, a modo de terapia de choque. Podría no perder el tiempo escribiendo este blog y dedicarlo a escribir el libro en sí, y una vez terminado presentarlo de alguna forma sin más, pero me parece que dejar por escrito todo el proceso puede ayudar a muchas personas que se encuentren en situaciones similares.

Y por otra parte no deja de ser bonito ver el proceso de creación de algo que va tomando forma con el tiempo. Incluso para mi mismo. Poder releer todo lo que pasé hasta conseguir tenerlo en mis manos físicamente (espero :D)

A mi foco le gusta conocer sobre los periodos de hambruna en el paleolítico del Homo Sapiens.

La idea es escribir entradas cortas. Así como anotaciones puntuales o actualizaciones del proyecto. Ordenadas de más antiguas a más recientes, para que se pueda ver el proceso desde un inicio. Es decir, como un cuaderno de bitácora, no como un compendio de artículos sin orden, que es lo que son ahora prácticamente los blogs.

Por supuesto toda interacción será bienvenida, es otra de las razones por las que quiero mostrar el proceso. Si crees que hay una forma mejor de hacer lo que te esté contando en esa entrada (cosa bastante probable siendo novato en la mayoría de áreas), te doy las gracias por adelantado si me la apuntas en los comentarios. Y por supuesto si te puedo ayudar en algo, aquí estoy.

¡A la marcha!

(Esta es una nota del futuro: Lo de escribir un blog sobre el proceso no se me ocurrió el primer día, ya tenía bastante con el libro, se me ocurrió un dos o tres semanas más tarde viendo la cantidad de cosas que estaba aprendiendo. Así que escribiré las primeras entradas tirando de memoria, y muy seguidas en el tiempo, hasta que me sincronice con el presente a tiempo real.)

1. Muy bien, pero, ¿de qué va el libro?

Todo nace de un artículo que escribí en 2016 en otro blog que se titulaba: “Conversando con mis genes por whatsapp”. La verdad es que tuvo bastante éxito y muchas veces me han preguntado por una segunda parte.

La idea era que si pudieses hablar con tus genes por whatsapp les extrañarían muchas de las cosas que hacemos hoy en día. Situaciones o comportamientos que tienen cierta incoherencia a nivel evolutivo. Vamos, que el entorno ha cambiado mucho más rápido de lo que los genes se han podido adaptar (a excepción de algunas cosas puntuales). Seguro que has escuchado muchas veces eso de “tenemos genes paleolíticos viviendo en un entorno espacial”.

Este tipo de incoherencias pueden explicar muchos de los problemas que tenemos hoy en día en alimentación, ejercicio físico o estilo de vida. Una base lógica.

En aquel artículo puse varias capturas de móvil en la que se mostraban estas conversaciones. Una forma visual y divertida de señalar algunos de los problemas.

Por ejemplo:

Así que se me ocurrió que, en lugar de escribir una segunda parte, y dado que tenía intención de aprender más cosas como dibujar o autopublicar libros, le daría una vuelta más y lo plasmaría en papel.

El formato definitivo lo tengo que madurar un poco, pero no será poner capturas y ya está. Según se me vayan ocurriendo cosas las pondré por aquí para que veas las opciones que barajo.

Al final de los que se trata es de que sea de utilidad para todo el mundo. Para muchas personas el tener ideas condensadas en un libro les facilita la vida y así no tienen que ir saltando entre enlaces.

2. El contenido es el rey

Tengo claro que quiero que el libro tenga una parte gráfica y otra de texto. También que sea algo muy sencillo de leer y entretenido, que no se haga largo. Pero lo haga como lo haga, el contenido es el rey. Así que lo primero que tengo que hacer es un esquema o índice con las cosas que voy a tratar en el libro.

No hay duda, el pueblo ha hablado.

He empezando recopilando todas las capturas del artículo original pasándolas a un documento de texto. Después he ido anotando todas las cosas que se me han ocurrido así a lo loco, sin filtrar, una especie de tormenta de ideas. Tiempo de descartar ya habrá.

Estoy viendo que las puedo agrupar en grandes áreas. Por ejemplo alimentación, ejercicio físico y estilo de vida. Aunque hay algunas que no sé muy bien donde ponerlas…

Aparte de ese listado inicial se me han ido ocurriendo nuevas ideas, mientras leía algún artículo, veía un vídeo o esperando en el la caja del supermercado. Como ya me ha pasado que tal y como llega una idea llega, se va, y luego no hay forma de acordarse, he ido anotándolas cuando me ha llegado la inspiración.

Depende del lugar donde me ha pillado, la he escrito en el ordenador, en el móvil o incluso en el reloj. Para estas cosas vienen bien servicios basados en la nube, así en cualquier momento y desde cualquier sitio tienes la misma lista de cosas. Otra opción obviamente es llevarse una libretita que cuesta céntimos siempre encima y listo, pero a mi me gusta más la versión digital.

Para estos menesteres he estado usando la aplicación de notas de iOS porque la tengo sincronizada en todos lados, pero vamos que puedes usar el servicio que más te guste. Un Google Docs puede valer perfectamente.

Dedicaré una semana a recopilar ideas a lo bruto y pasado ese tiempo me pondré a filtrar. Aunque tengo claro que durante todo el proceso se me irán ocurriendo más, si no me pongo fechas no empiezo nunca por miedo a dejarme cosas en el tintero, que me conozco.

 

3. ¿Editorial o autopublicar?

Siendo que no me conoce ni mi vecina, así a bote pronto no creo que tenga opción en conseguir que una editorial publique el libro. Y aunque mi intención no es empapelar la casa con billetes de 500€, es más un proyecto personal que me hace ilusión, si es cierto que de esta forma el porcentaje de beneficios que te queda es más bien irrisorio. Algo a tener en cuenta, puede que en tu caso sea más importante.

Auto publicar no es la panacea tampoco. Tienes que encargarte tu de prácticamente todo, pero mirándolo por el lado bueno, tienes control sobre prácticamente todo. Desde el contenido, el título o la portada.

He estado buscando información sobre como hacer que el proceso sea lo menos traumático posible. No quiero que las cuestiones técnicas me coman excesivo tiempo, prefiero dedicarlo al contenido, al menos en esta primera experiencia.

Luego está el tema de formato ebook o en papel.

Lo bueno del ebook es que lo podría poner directamente en esta página, con una descarga a través de un método de pago, sea monetario o por publicidad, como hacen algunos creadores de contenido. Peeeero, me hace ilusión tenerlo en papel, así que he buscado opciones para este soporte. Lo que no quita que también lo ofrezca en ebook.

Parece ser que la plataforma más popular y que más facilidades ofrece es Amazon, ya que se encargan de todo. Tengo que mirar más a fondo pero creo que tienen una web solo para configurar el libro en papel.

Para las opciones de ebook las más populares son Amazon Kindle, Libros de Apple y Google Play. ¡Corregidme si me dejo alguna interesante!

Por cierto, en la búsqueda de info me he encontrado con este canal de youtube que tiene buena pinta para el tema de autopublicar. Se llama Triunfa con tu libro, y aparte de tener vídeos sobre consejos, donde le estoy sacando más jugo son a las entrevistas que hacen. Muy recomendable.

Aquí tienes un listado de los podcasts en audio.

4. Imprimir el libro en papel en Createspace de Amazon

Bueno, después de informarme un poco y ver distintas opciones he decidido que usaré la plataforma de Amazon que se llama Createspace. Parece bastante completa en cuanto a formatos.

Si no he entendido mal lo que encarece el coste del libro impreso es el número de páginas, pero no el tamaño del libro. Cosa que no entiendo muy bien siendo que hay tamaños bastante dispares, pero bien, es lo que me dice el simulador.

Hay un PDF explicativo en cuanto a las características que tiene que tener el archivo que les envíes para imprimir. Como márgenes, límites y temas de corte de imágenes en los bordes.

¡Ah!, obviamente lo que también encarece el coste es si va a ser en blanco y negro o a todo color. La diferencia es considerable, por lo que seguramente opte por blanco y negro.

No tengo muy claro todavía el formato, pero sabiendo que no influye en el precio final no me preocupa mucho todavía.

Una cosa que hay que tener en cuenta es que depende del número de páginas, el margen interior de las hojas tiene que ser mayor. Lógico porque el lomo del libro será más gordo y costará más ver el interior de la página.

Por cierto, ya tengo el listado inicial de temas a tratar en el libro, en la próxima entrada detallaré algunas cosas.

5. Ideas preliminares para el contenido del libro y estructura general

Ole, ya tengo el listado preliminar con algunas ideas. Como te dije en la anterior entrada, he recopilado las que ya tenía en el post original en formato captura de pantalla y he añadido otras, sin filtrar.

Más vale que sobren a que falten

Al final sí que las he agrupado en tres grandes categorías, incoherencias en: alimentación, ejercicio físico y estilo de vida.

Lo que no he decidido todavía es si en el libro las voy a separar para tener bloques o las voy a organizar de alguna otra forma. Pero lo que sí voy teniendo claro es el formato general.

Como te conté en una de las primera entradas, mi idea es que sea algo ameno de leer, muy ameno, sin entrar en tecnicismos o excesivo detalle pero que sea de utilidad. Tener una parte visual para ello ayuda bastante, al igual que lo fue el plasmar las ideas originales con la imagen de una conversación de whatsapp. También quería que se pudiese ojear de vez en cuando para recordar cosas, es decir que no sea necesario un orden de lectura.

Después de valorar distintas opciones he pensado en desarrollar cada punto en una sola página, o lo que es lo mismo, en dos caras. Una de ellas recrear la conversación con los genes pero en formato cómic. La otra la usaré para desarrollar algo más la idea en formato texto.

Hola, soy una imagen totalmente innecesaria pero mi creador quería practicar.

Y eso es todo de momento, voy a seguir informándome del tema Amazon para ver las dimensiones y formatos que tienen y a seguir desarrollando la parte de contenido.